Etiquetas


Por Félix Sautié Mederos.

Crónicas cubanas

Hace algunos días leí dos muy interesantes artículos que no podría pasar por alto sin comentarlos: El Debate que necesitamos y ¡Cuba va! ¿pa dónde?, ambos de un mismo autor que procede de la Universidad de Matanzas en Cuba, Roberto G. Peralo (1). Para mi percepción, esos artículos forman parte de una misma intencionalidad con la que estoy plenamente de acuerdo y que se refiere en mi criterio muy particular, a un llamado de atención sobre lo que oficialmente se está realizando de forma discreta, según pienso al viejo estilo de las ORI (2) cuando se planteaban estrategias que si bien no eran secretas se consideraban discretas; y, por tanto de acuerdo con aquel concepto sectario y dogmático que las caracterizaba: impenetrables. En nombre de los cambios con vistas a la denominada actualización del modelo económico y a la puesta en práctica de los Lineamientos aprobados por el VI Congreso del PCC, se trabaja en la elaboración de políticas, mecanismos y medidas en general sin diálogo, mediante análisis y debates solo con algunos escogidos entre los que se incluyen a la burocracia junto con la tecnocracia y nada más.

Me refiero a cuestiones que considero trascendentales, que requieren de un análisis transparente y con la más amplia participación, porque ponen en juego al futuro de la Nación cubana y de nuestra identidad nacional que se forjaron con más de cien años de luchas, sacrificios y entrega de todo un pueblo, curtido en el combate de enfrentamiento primero contra el colonialismo europeo español y a continuación contra las apetencias del Norte Revuelto y Brutal tal y como denominara nuestro Apóstol José Martí al vecino del norte: Los Estados Unidos de América. En cuanto a la Nación cubana hay que tener muy en cuenta que además en la actualidad se encuentra también dispersa por el mundo en una diáspora con ritmo creciente, y que de conjunto nuestra Nación constituye un ámbito espiritual y geográfico que no puede considerarse propiedad de nadie en particular. En este orden de cosas, es importante tomar muy en consideración que por muchos méritos que se consideren haber acumulado los que detentan los timones de mando de la sociedad, los que incluso no se los discuto ni menosprecio, pero que en todo caso representan méritos de vida que no le confieren la propiedad del país que pertenece a todos los cubanos por igual y por derecho inalienable. En mi criterio entonces, la transparencia, el diálogo, la virtud de escuchar y de tener en cuenta los criterios objetivos de todos los que los planteen, resulta la verdadera garantía de una gobernabilidad que cuando entra en dificultades objetivas y subjetivas genera hastío y caos que incluso pudieran llegar a la desolación.

Sobre la necesidad en Cuba de un diálogo de todos con todos y con vistas al desarrollo efectivo de una República en la que quepamos todos, he estado insistiendo recurrentemente en mis crónicas, artículos e intervenciones en donde me ha sido posible hacerlo, porque espacios para ello son muy pocos y restringidos; y , cuando leí esos artículos que comento, encontré en su contenido un verdadero estímulo e impulso a estos propósitos que si bien no son míos exclusivamente, animan mi vida, mis sueños y mis anhelos.

En su artículo El debate que necesitamos, Peralo, plantea un recuento histórico de los debates que se realizaron en los años 60 en Cuba animados muy en especial por el Che, en los que también participaron otros dirigentes del momento sobre los temas económicos y de gobernabilidad con plena libertad de expresión y según textualmente expresa Esa polémica se desarrolló en medio de cambios profundos y trascendentales en la sociedad cubana. Los dirigentes, académicos y la ciudadanía en general no tenían temor de contradecir la opinión oficial La sociedad cubana, con menos instrucción y cultura, podía presenciar las contradicciones que existían entre los principales dirigentes del país. Ninguno de aquellos debates provocaron que la Revolución se debilitara. Gracias a esto, los ciudadanos conocían cuáles eran las ideas y criterios, en detalle, de los que tenían bajo su responsabilidad los destinos de Cuba La única forma posible es confrontar ideas y criterios de forma transparente. Con mecanismos que permitan a todos los interesados tener acceso a ese debate. El debate no puede ser privilegio de unos pocos.. Y en el otro artículo a que me refiero ¡Cuba va! ¿pa dónde?, escribe en relación con la presunta existencia de una comisión oficial de estudios que está diseñando el nuevo modelo económico cubano algo que considero muy importante y que cito textual: Solo espero que el rumbo que se tome sea sobre la base de un consenso nacional y no decisión de un pequeño grupo de políticos y burócratas.

Considero por mi parte, que la urgencia de un debate de todos con todos, es evidente y se hace cada día más impostergable ante los oídos sordos y los silencios de las cúpulas que son responsables del hastío y la pérdida de credibilidad dentro de un pueblo que constantemente recibe el impacto de medidas que lo afectan sin previo conocimiento de la intríngulis de su elaboración y objetivos, en tanto que muchos están optando con ritmo creciente, por irse del país, algo muy actual, que aunque no lo recoge la prensa local, no se puede negar. Así lo pienso y así lo afirmo en concordancia con los propósitos de que se abra el diálogo y el más amplio debate posible, sin lo cual no se logrará el objetivo de crear un socialismo próspero y sostenible. Lo planteo además con mis respetos para el pensamiento diferente y sin querer ofender a nadie en particular. fsmederos@gmail.com

(1) El debate que necesitamos, La Joven Cuba 29 de septiembre del 2014 http://jovencuba.com/2014/09/29/el-debate-que-necesitamos/; ¡Cuba va! ¿pa dónde? . Observatorio Críticohttps://observatoriocriticocuba.org/2014/09/29/cuba-va-pa-donde/#more-6074

(2) ORI, Organizaciones Revolucionarias Integradas, unión en los años 60 de los tres movimientos y partidos que realizaron las luchas contra la dictadura de Fulgencio Batista.

Publicado en Por Esto! el lunes 6 de octubre 2014.

http://www.poresto.net/ver_nota.php?zona=yucatan&idSeccion=22&idTitulo=355318

Anuncios