Etiquetas

, ,


En el último COMPENDIO OC, correspondiente al 17 de Febrero de 2012, fue publicado un fragmento de una entrevista realizada por el periodista Mario Vizcaíno Serrat al Viceministro de Cultura cubano, Fernando Rojas.

Debido a un error no intencional, una de las respuestas de Rojas no aparece en la versión publicada en el COMPENDIO.

Por tal razón pedimos disculpas tanto al entrevistado como al entrevistado.

A continuación reproducimos los párrafos afectados, ya corregidos:

 

MVS —¿En qué medida el Ministerio de Cultura está contribuyendo a que sea así, en qué medida puede lograrlo?

FR—Lo excluible, si de promoción se trata, tendría que ser lo inequívocamente contrarrevolucionario. La experiencia demuestra que lo inequívocamente contrarrevolucionario no es, ni ha sido, y estoy casi seguro de que no será, algo asociado a los contenidos de la creación. No es en los contenidos de la obra en lo que habría que evaluar lo contrarrevolucionario.

MVS —¿Dónde sería?

FR—Los aparatos de subversión del adversario histórico, de las agencias del gobierno de Estados Unidos utilizan determinado tipo de acción cultural para desarrollar su actividad contrarrevolucionaria, relacionada casi siempre con posiciones públicas de determinados individuos, que en su inmensa mayoría no significan nada para la cultura cubana. Como regla, son personas advenedizas, o confundidas, que, en su posición pública, actúan como mercenarios. Y hablo de cantidades minúsculas. No hay que buscar en un buen poema lo inequívocamente contrarrevolucionario, porque un buen poema es sencillamente un buen poema. Un artículo, un ensayo, son otras cosas. De modo que considerar excluible solo eso, preserva a la cultura de una intromisión innecesaria en la libertad de creación absoluta que nosotros defendemos. Y por supuesto, ello no se refiere a los derechos ciudadanos del individuo, ni a su derecho a pensar y a opinar. Estamos hablando estrictamente del dominio de la promoción del arte y la literatura, hasta donde se puede ser estricto en eso. O sea: rechazar lo inequívocamente contrarrevolucionario es una garantía para la libertad de creación.

 

Puede leer el fragmento completo de la entrevista en:

https://observatoriocriticodesdecuba.wordpress.com/2012/02/03/el-periodismo-cubano-gran-asignatura-pendiente/

Y puede leer la entrevista completa en:

http://www.caimanbarbudo.cu/entrevistas/2012/01/el-periodismo-cubano-gran-asignatura-pendiente/

Agradecemos a Mario Vizcaíno Serrat que nos advirtiera de la errata