CUBA POSIBLE de nuevo: un esfuerzo digno de admiración


Por Félix Sautié Mederos

Crónicas cubanas

Los espacios que faciliten el encuentro y el diálogo son muy importantes en cualquier nación o país civilizado; y en las actuales circunstancias que estamos viviendo en Cuba, se hace más importante aún la existencia de un espacio que cumpla con este propósito, que además sea independiente y facilite la participación de manera objetiva y subjetiva sin condicionamientos previos que no sean los de la ética entre las personas y el respeto al pensamiento diferente. Un empeño de tal naturaleza, en la Cuba actual, constituye un esfuerzo digno de admiración y una obra meritoria nada fácil de crear, así como muy difícil de sostener, por encima de todas las prohibiciones y entorpecimientos legales establecidos, incluyendo la acción nefasta de los dogmatismos, burocratismos, fundamentalismos y escollos que se complementan con las dificultades prácticas que van desde su concepción misma hasta sus necesidades financieras, materiales y de local o ámbito específico en que pueda realizarse; quizás esto último, es uno de sus más complejos requerimientos.

Tampoco puedo dejar de referirme a su exclusión en los medios masivos locales, los que le establecen en la práctica concreta una barrera de tal magnitud que se hace infranqueable si no se poseen capacidad creativa, persistencia y relacionamiento social para sortearla, porque no se les posibilita la utilización de los órganos de prensa tradicionales que están vedados para cualquier iniciativa, convocatoria o información que no sea la oficialmente aprobada, mientras que el acceso a Internet, incluyendo a las redes sociales, en la actualidad están totalmente restringidos y en la práctica prohibidos para el gran público.

A contrapelo de estas agudas condiciones y contradicciones, así como de otras más que posiblemente se me escapen, ha sido que actuando contra viento y marea, para decirlo con una expresión muy popular, lo que no puedo dejar de reconocer es que se ha creado un nuevo espacio en el ámbito nacional anunciado hace algún tiempo por sus promotores, pero confirmado hace algunos días con una actividad en el Centro Cristiano de Reflexión y Diálogo, de Cárdenas, dada a conocer públicamente y que se ha divulgado por importantes medios alternativos no oficiales y por la prensa internacional, denominado Cuba posible, al cual ya me he referido en otras Crónicas Cubanas (1). Sus promotores principales han sido los conocidos intelectuales católicos Lenier González y Roberto Veiga quienes lo han creado inicialmente desde la Revista Católica Espacio Laical y el Proyecto Casa Cuba bajo la inspiración y el amparo de la inolvidable persona muy especial, bondadosa, carismática, patriótica y creyente que fue Monseñor Carlos Manuel de Céspedes, tataranieto de quien en Cuba es considerado el Padre de la Patria, y del cual tomó su nombre y ahora, después de su fallecimiento, con el auspicio de una prestigiosa institución ecuménica protestante, el Centro Cristiano de Reflexión y Diálogo, de Cárdenas, provincia de Matanzas.

En su primer evento público en este último Centro Cristiano, efectuado hace algunos días, se dio a conocer sus propósitos y se realizó amplio debate al respecto con un importante grupo de invitados a estos efectos. Sobre esta primera actividad pública, se dieron a conocer, por parte de sus promotores, los principales aspectos en sendas entrevistas en dos partes publicadas por el portal On Cuba que les realizara el periodista David Corcho (2) con el título Cuba Posible Pensar al futuro de la Isla (I) y (II) de las que cito textualmente algunos planteamientos al respecto que considero esenciales: Para nosotros, que la revista Espacio Laical se convirtiera en un foro plural, resultaba un imperativo. Considerábamos que algunos de los grandes pecados históricos de los cubanos han sido la desconfianza, la visceralidad política, la deslegitimación de las opiniones diferentes y el empeño por imponer un proyecto de país único, sin tomar en cuenta las otras propuestas que existieran, recibimos la desaprobación y la crítica de los sectores más radicales de todos los signos políticos e ideológicos. También dentro de la Iglesia. Allí surgieron tensiones que fueron intensificándose y llegaron a impedirnos realizar nuestras responsabilidades no albergo rencor hacia quienes consideraron un error lo que hacíamos, ni hacia quienes traspasaron el umbral de la diferencia de opiniones para agredir mi persona y hasta mi familia (expresó Roberto Veiga) Cuando se hizo pública nuestra renuncia a la dirección de Espacio Laical, recibimos mensajes de muchísimas personas e instituciones cubanas y extranjeras, de la Isla y de muchas partes del mundo Así, ya el 8 de septiembre de este mismo año, cuando festejábamos el día de la Virgen de la Caridad del Cobre, Patrona de Cuba, con otra nota dimos a conocer el inicio de los trabajos de Cuba Posibleinauguráramos públicamente el nuevo quehacer con un evento de dos días titulado Cuba: soberanía y futuro. En el mismo participaron intelectuales, pensadores y activistas sociales de diferentes partes del país, de diferentes edades, de diferentes géneros, de diferentes razas, etcétera. Los debates fueron libres y responsables, intensos y dinámicos, serios y comprometidos Cuba Posible seguirá convocando a todos aquellos cubanos, ya sean de la Isla o de la emigración, incluso extranjeros, que quieran trabajar sin odio por el presente y el futuro del país. Realizaremos coloquios, conferencias, seminarios, talleres y reuniones de disímiles formatos. Tendremos una publicación con presencia en la web, un cuaderno impreso de carácter trimestral Cuba Posible trabajará incansablemente para pensar el futuro de la república cubana con creatividad. Queremos hacer las preguntas que tocan en este momento, relacionadas con los principales desafíos que vivimos en el siglo XXI (Fin de las citas)

Las dos partes de la entrevista a que me refiero fueron explicitas, las considero muy importantes y deberían tener una amplia divulgación para conocimiento de todos los cubanos, pero, lamentablemente, en los medios de comunicación locales no tienen cabida dado el dogmatismo imperante. Así pienso y así lo expreso con mis respetos para la opinión diferente y sin querer ofender a nadie en particular.

fsmederos@gmail.com

Notas

(1) Ver en Por Esto! Un desencuentro público, que nunca debió manifestarse, sección de Opinión, domingo 15 de junio 2014.

http://www.poresto.net/ver_nota.php?zona=yucatan&idSeccion=22&idTitulo=332207
Entre todos, Cuba Posible, sección de opinión el lunes 7 de julio del 2014.
http://www.poresto.net/ver_nota.php?zona=yucatan&idSeccion=22&idTitulo=336670

(2) Ver On Cuba, David Corcho, 10 y 19 de noviembre del 2014, Cuba Posible: pensar el futuro de la Isla (I) y (II)

http://oncubamagazine.com/sociedad/cuba-posible-pensar-el-futuro-de-la-isla-i/
http://oncubamagazine.com/sociedad/cuba-posible-pensar-el-futuro-de-la-isla-ii/

Publicado en Política | Etiquetado , | 2 comentarios

CONGRESO DE LA NACION POEMAS DE LA SANGRE COTIDIANA


Por Félix Guerra

CONGRESO DE LA NACION

Para que la diversidad salga de pasillos, closets, luces, sombras y trincheras,
Urge un CONGRESO DE LA NACION. Unidad en la diversidad es solo el escalón primario.
(Con copia a cualquier cubano)
Félix Guerra
La Habana, 18 de noviembre del 2014.
PREAMBULO
Cinco años atrás, año 2009, en el momento de la publicación inicial de este artículo- poema, la necesidad de diversas corrientes de pensamiento político, ideológico y filosófico de entrar en contacto y debatir era enorme. Hoy, octubre de 2014, cinco años después, la crisis estructural y los desafíos de toda índole, han aumentado y complejizado la situación. Despolitización y desideologización de la Nación, se profundizó y expandió. La crisis económica penetró a cada hogar y tomó asiento en las reflexiones de la familia cubana.
¿No sería el momento, quizás decisivo, para detenernos todos y cada uno de nosotros, a reflexionar e intercambiar?
¿Qué se pierde o gana? ¿Todo o Nada? ¿El abismo entre unos y otros es tan grande
e insalvable?
¿Ganan algunos permanencia o legitimidad en el Poder, mientras se pierde alma, corazón y cerebro?
¿Hasta cuándo aplazar un diálogo a todas luces imprescindible para preservar la UNIDAD de la Nación?
¿Hasta cuándo demorar que opiniones responsables, basadas en experiencias de medio siglo y asimilación de toda la historia de la Nación desde centurias atrás, confronte, en la búsqueda de soluciones, las mejores, para conducir el camino de
la Nación, que no es feudo de nadie ni podría serlo?
¿Hasta cuándo demorar esa marcha inicial de restaurar un diálogo democrático
de todos, con todos y para todos, que ponga énfasis en preservar independencia y soberanía conquistadas antes con el sudor y la sangre de muchas generaciones de cubanos?
¿Hasta cuándo el Socialismo, el legítimo, del Pueblo y la Historia, va a permanecer
en la antesala de las utopías?
¿Y la conciencia? ¿Qué sucedió con la conciencia?
¿Ahora que algunas correlaciones de fuerzas están de la parte del Socialismo
y la revolución continental se fortalece, vamos a caer en la trampa del sálvese
quien pueda? ¿Y dejar a la espalda una patria otra vez dividida, desencantada, con un filoso extremo de poderosos y privilegiados y otro que serían nuevamente los de abajo?
Responder estas y otras interrogantes, más las muchas que plantea el texto que sigue a continuación, es respondernos a nosotros mismos y declarar y opinar, exponernos definitivamente ante las próximas generaciones de cubanos y latinoamericanos.
El silencio también es una opción, aunque la peor que denigra. (Octubre de 2014).
TEXTO DEL ARTÍCULO

La historia de la Nación cubana es un inmenso y progresivo ámbito de diversidad.

Desde Hatuey y Guarina, Guamá, Casiguaya, el Cucalambé, desde Fray

Bartolomé de las Casas, desde el Padre Varela y su mentor, el Obispo Espada,

Luz y Caballero, la Conspiración de la Escalera, Aponte, Céspedes, Agramonte,

Plácido,

Byrne, La Avellaneda, Finlay, Maceo, Mariana, Gómez, Martí, Juan Gualberto Gómez,

Valiño, hasta Mella, Villena, Guiteras, Capablanca, Font, Jesús Menéndez, Chibás,

José Antonio Echeverría, Camilo, Che, y miles y millones de nombres más, anónimos

o no, se extiende nuestra diversidad.

Y con la misma fuerza hasta hoy en la mañana, agua imposible de represar, en que

el cubano ya ilustrado, ya individuo pleno de opiniones y crecimientos, expresa sus

puntos de vista y especulaciones en hogares, calles, guardarrayas, ciudades y campos, universidades, instituciones. Esta diversidad es un árbol inextinguible y la gran energía acumulada de la Nación.

Hoy día, en que el mundo vive una desoladora multicrisis de cimientos y proyectos, incluidas la económica actual del capitalismo mundial y aquella del socialismo en

el Este de Europa, a finales del siglo XX, sin olvidar principalmente la ecológica que

amenaza de cerca la sobrevivencia y la propia memoria histórica de la Humanidad,

resulta perentoria y decisiva la unidad de las naciones y la criatura humana. La crisis

es seguramente y una vez más la antesala de nuevos partos. Bordeamos, creo yo, sumergidos, escépticos y optimistas, las orillas de nuevos Renacimientos.

¿Objetivos?

Para impedir desmanes, guerras, irracionalidad, destrucciones, divisiones,

inequidades, saqueos, secretismos, espejismos y misterios políticos, inmovilismos,

atajos suicidas, nacionalismos estrechos, desproporciones, abusos de poder, manipulaciones, parcelas particulares, burocratismo depredador, olvido del humanismo milenario, verdades de ocasión, defensa contra

inmorales privilegios y falta de eticidad táctica o ideológica, EL INDIVIDUO, LOS PUEBLOS Y LAS NACIONES DEBEN AFERRARSE A LA UNIDAD HUMANA, COMENZANDO POR LA SUYA NACIONAL,

QUE SE APOYA PRINCIPALMENTE EN LA COMPRENSIÓN DE SU DIVERSIDAD.

La lista anterior puede extenderse casi hasta lo infinito. Y cada hombre y mujer, en su ventura o desventura, es libre de adicionar quejas, sugerencias o las más animosas palabras.

A su vez, la diversidad, para que exista en la superficie brillante y perceptible de la

realidad, necesita expresarse y ser atendida. La diversidad no aceptada y hasta la diversidad aceptada de palabras, pero sin medios para hacerse oír, sin ocasión para ser atendida,

y por tanto no debatida, no comprendida, no asimilada, no incorporada, es simple

consigna. La gente, yo, todos, aprendemos a leer entre líneas y detrás de las palabras.

Las consignas dilatorias o retóricas, sin instrumentarse y sin más consecuencias prácticas, son escapatorias, sucedáneos del debate y la base más proclive para

divisiones y cismas de cualquier matiz y procedencia.

Unidad es también, primero, luego y siempre, confrontación y lucha de contrarios.

Y respeto a la opinión del adversario ocasional, por muchos mecanismos de Poder

de que unos y otros dispongan a su favor.

Con respecto a la unidad, Martí precavía que es necesario ir acercando lo que ha de acabar por estar junto. Si no, crecerían odios, se estaría sin defensa apropiada para los colosales peligros.

La diversidad, infinita pero visible en el paisaje, está en montes y montañas, mares, ríos, valles, parcelas agrícolas, industrias, calles, jardines, hogares, vecindarios, instituciones, patrimonios, medios de difusión, ciencia,

arte, literatura, villas y ciudades, municipios y provincias, .

Es el resultado natural e histórico, es experiencias y culturas cada vez más engrosadas.

La diversidad humana, la más compleja y laberíntica, es una extensión de la diversidad de la naturaleza. La diversidad de la Nación, bien comprendida y expuesta al fuego de las ciencias sociales, económicas y naturales,

así como a la plática generosa y no restringida, adiciona complejidad a la biodiversidad nacional, mundial y universal.

Esa diversidad de fluidos y escuelas, filosofías y doctrinas, creencias y tradiciones, imaginaciones y fantasías, opiniones y capacidad real para opinar, deben conducir una

y otra vez a la Unidad, la transmisión de conocimientos y los desplazamientos

y avances epocales. Es además el mayor tesoro y arsenal que logra acopiar

cada cultura nacional. Incluyendo por supuesto constantes, caudalosas y

desprejuiciadas influencias e intercambios con la cultura mundial de todos los

tiempos.

Las preocupaciones, paciencias, potencialidades, giros, reveses y triunfos, y hasta

las indignaciones, deben ser compartidos, y no quedar privadamente en

las esferas partidistas y estatales. La Nación y los naturales de la Nación

debemos ser, todos, decidores y protagonistas.

La mínima dialéctica de las explicaciones y difusiones, que orejas sobran y órganos

de prensa no faltan, ya sería un buen comienzo, pero resultan ahora y siempre

insuficientes.

Se han acumulado demasiada materia prima oscura, incógnitas, enigmas,

ambigüedades, esperas, incertidumbres, retrocesos, confusiones y necesidad de

fomentar el intercambio directo convincente y actualizador Es una deuda de los gobiernos

y el Estado con la creciente ansiedad y reclamo popular.

Un CONGRESO DE LA NACIÓN, dibujándose en el horizonte inmediato, repito,

sería el foro óptimo y donde esté representada con oportunidad de expresarse la creciente diversidad, la importante mayoría, cualquier opinión o tendencia responsables

y trascendentes y con basamentos en la Historia de Cuba y la planetaria.

Sus mayores virtudes serían, a primera vista, no unanimismo, complejidad, confianza

que se recupera, expansión de las ideas, libertad expresada de pensamiento en un

clima de democracia y respeto a la biodiversidad. Y conduciría más temprano que

tarde a las Grandes Alamedas. A la unidad de la Nación y el tránsito finalmente hacia el socialismo soñado, superando barreras en las que se atoraron otros por olvidos

teóricos, prepotencias, egos desmesurados, cegueras, afán de poder y privilegios o

grotescos desvíos ideológicos.

El saldo de tal congreso serían también precisamente unidad y líneas estratégicas compartidas: enrolados colectiva y mayoritariamente en tareas, proyectos y utopías,

que entonces también serían propios, sociales, y contendrían indispensables sabidurías, análisis, críticas, emociones, entusiasmos, ingenios, decisiones.

La propiedad social (no estatal, aunque la incluye), con sus consecuentes programas y metas, más democracia no clasista, inédita y expansiva, conducirá casi

inevitablemente al socialismo o cualquier otro territorio que enseguida bautizaríamos con el más hermoso nombre posible.

El capitalismo debe ser rebasado. Parece ineluctable. El capitalismo no regresará al feudalismo ni el feudalismo al esclavismo. La irreversibilidad social es hasta ahora

notoria y natural, pública e histórica, lógica y no difícil de imaginar. Y con una futuridad apenas irrebatible. Pero, en el caso nuestro como en cualquiera otro, debe ser

verdaderamente socialista.

Mas, como no es verdad predeterminada, ni dirigida por voluntades aisladas, las ideas y la sociedad activa en sus acumulados tenderán juntos en esa dirección para lograrlo efectivamente.

La propiedad pura o mayoritariamente estatal, controlada burocráticamente por ese ente omnipresente y anónimo,

así como por mil rostros muchas veces inútiles, inconscientes y hasta degradados, es un tren que hasta ahora solo descarriló sorpresivamente y condujo a nuevas modalidades de capitalismo. Y el capitalismo,

asomarse a las ventanas, es hoy la gran vitrina de desigualdades y despilfarros aberrantes. Y amenazas galopantes de extinción. Quien camina una legua sin amor, camina amordazado hacia su propio funeral, dijo,

no textualmente,

Walt Whitman.

El estado no es dueño ni señor de la sociedad, el individuo y sus propiedades terrenales, sus conquistas industriales, agrícolas, científicas, tecnológicas, espirituales, artísticas,

sociales. El estado más fuerte o menos fuerte, cumpliendo un rol esperado por la Historia,

es el subordinado, receptor, coordinador, servidor, abrevias.

O debiera

Y si su larga estancia en la sociedad humana demuestra utilidad y necesidad

históricas, admitida actualmente incluso de forma clara hasta por el otrora

capitalismo más salvaje, los tiempos futuros le pronostican sin embargo una

decadencia y desaparición más o menos lenta y merecida.

No ocurrirá bajo el capitalismo. Serán las sociedades futuras, sin explotación

de hombre y mujeres, las que dictaminarán definitivamente ese muy probable

crepúsculo.

El socialismo es el destino deseado todavía por la inmensa mayoría, los más nobles, resistentes y patriotas de los cubanos de cualquier estancia y locación.

Y lo será más, incluyendo a sus juventudes, en la medida que el pueblo y los

pueblos disfruten ese poder irreversible y ascendente que libera finalmente al individuo

de sucesivos sometimientos: señores esclavitas, señores feudales, señores capitalistas. .

El señor del socialismo, con su proverbial sencillez ciudadana, transita potencialmente

por el paisaje urbano y rural. Pero aún carece de la conciencia nítida, democracia

adecuada y propiedad real para comportarse como tal y extender la solidaridad y la esperanza hasta el último rincón.

La copia (c/c a cada persona) que se ofrece a millones de cubanos y ciudadanos del mundo, debe concluir indefinidamente, mediante aportes y opiniones de cualquier

procedencia y matiz.

Este es un artículo estrictamente inconcluso.

También breve, redactado en una mañana de marzo, pero intuido y pensado

durante muchas mañanas, incluso por rumorosas multitudes de criaturas obstinadas por frustraciones y penurias de la vida cotidiana. O inmersas y absortas, hasta risueñas y animadas, atrapadas

en la rutina del quehacer sin el vuelo

vital imprescindible, a falta

de una inserción natural, vigorosas, decisorias, democrática y largamente esperada,

en los destinos de la Nación.

POEMAS DE LA SANGRE COTIDIANA.

17 DE MARZO DE 2009. CIUDAD DE LA HABANA. CUBA.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado | Deja un comentario

SOS La Habana 495


Por Félix Sautié Mederos

Crónicas Cubanas

SOS La Habana 495

En los tiempos que estamos viviendo poco a poco se me ha convertido en una angustia y un dolor que no me abandona ser habanero y amar profundamente a la ciudad donde nací en 1938 (en El Cerro que según el argot popular tiene la llave). Soy hijo de padre y madre también habaneros y vine al mundo en uno de los barrios más antiguos y tradicionales de nuestra ciudad en la que aún vivo y nunca me arrepentiré de haber nacido cubano y habanero. Por tanto puedo afirmar, que soy un habanero de pura cepa; y, en este nuevo aniversario de La Habana (el 495), quiero manifestar mis más caros sentimientos expresando que en las actuales circunstancias y coyunturas, en que arribamos a un aniversario que nos acerca a sus 500 años de fundada, cuando camino por sus calles, por el Malecón que se encuentra muy cerca de mi casa, así como sus parques y espacios abiertos no puedo ahogar mis sentimientos de tristeza y añoranzas de ser humano, cubano y habanero ante la desidia en que veo envuelta mi ciudad, que es la capital de todos los cubanos, en la que crecí y me desarrollé. En donde desde muy niño pude admirar su esplendor, sus riquezas y sus pobrezas pero verla siempre viva, activa y acogedora, mientras que ahora la percibo muy dañada pero también erguida y presente en el tiempo con ese talante y orgullo señorial que le concede su trazado, sus edificios, sus parques y su espacios cargados de historia, tradiciones y de una muy peculiar belleza de estilos y arquitectura que no han podido vencer la carencia de pintura y del mantenimiento básico que requieren las edificaciones, calles y avenidas ante el paso del tiempo.

Pienso entonces, que quizás uno de los principales problemas del estado actual en que se encuentra mi Habana contrastante con la atención y cuidado que tienen otras ciudades patrimoniales cubanas como Camagüey, Trinidad, Cienfuegos e incluso Santiago de Cuba que fuera devastada por el Ciclón Sandy y que se recupera con ritmo ascendente por mencionar sólo algunas, se encuentre determinado por lo que considero en lo más íntimo de mi ser una falta de apego y de amor por parte de muchos que determinan sobre la ciudad y erráticamente la han pretendido postergar e incluso en ocasiones contraponerla con el desarrollo del resto del país, olvidando a La Habana combatiente de la clandestinidad y de las luchas obreras y revolucionarias de muchos años, La Habana del Asalto al Palacio Presidencial, La Habana de la Huelga del 9 de abril, La Habana acogedora que se desbordó para recibir a los barbudos con Fidel y Camilo al frente, La Habana de la clase obrera miliciana que peleó en Girón y que se atrincheró valientemente cuando la Crisis de Octubre. En fin una Habana de lucha y de combate que no se merece ser olvidada y preterida; y que en ocasiones es increpada e incluso renegada como si fuera culpable de un pasado superado que no volverá.

El sentir que experimento tan profunda y emocionadamente en este 495 Aniversario, lo expreso desde mi Rincón de Centro Habana en donde escribo mis Crónicas Cubanas, con toda mi conciencia de habanero genuino que vivió esas historias que relaciono, en algunas de las cuales soy participante y un testigo de excepción que nadie en su sano juicio podría escamotearme o tratar de silenciarme; pienso también que por razón de la lógica del paso de los años, cada vez me queda menos tiempo para clamar por mi ciudad quizás como una voz que lo hace en el desierto pero que cumple con un deber de conciencia y de hijo que quiere quedar sembrado en la Habana de mis suspiros y de mis ensueños.

Por otra parte no puedo escribir esta crónica del alma sin reconocer, agradecer, identificarme y regocijarme profundamente con la obra de restauración, defensa del patrimonio, la cultura, las genuinas tradiciones e historia que excepcionalmente ante tanta desidia que testimonio se ha estado realizando con pasión e inteligencia por parte de la Oficina del Historiador de La Habana desde su Casco Histórico, Patrimonio de la Humanidad; la que considero una obra concreta, visible y palpable que salva la vergüenza y el honor de los habaneros pero que es referida al Casco Histórico y algunos puntos también históricos muy concretos, y que en lugar de limitaciones y reticencias requiere de todo el apoyo posible y de su extensión al resto de la ciudad, que además del valor espiritual e histórico que en sí misma posee como capital de todos los cubanos, es el centro político del país, la cara internacional de la República y uno de los más importantes polos turísticos de la República con potencialidades no explotadas entre las que se encuentra su muy abrigada y hermosa bahía que es llave del Golfo de México y antemural de las Antillas y sus hermosas playas aledañas.

Olvidarse, dejar a un lado y postergar a La Habana es una política errada que no va a conducir al desarrollo económico ni mucho menos, en mi opinión todo lo contrario: La Habana tiene que ser una prioridad básica para su recuperación, por el significado político, económico y social que en sí misma posee como capital de todos los cubanos, así como por la influencia espiritual concreta que ha de significar en los cubanos e incluso por las potencialidades económicas y rentabilidades que posee. Con miras estrechas, restricciones improcedentes, autoritarismos y centralización no se va ir a ninguna parte. Lo que se ha logrado en el Casco histórico con creatividad e iniciativas de nuevo tipo habría que extenderlo a toda la ciudad, muy especialmente con vistas a su 500 aniversario que ya se aproxima, porque 5 años es una etapa muy breve para todo lo que habría que hacer para celebrar un aniversario tan importante. En este orden de pensamiento apoyo con todas mis fuerzas el llamamiento que hizo Eusebio Leal, Historiador de La Habana, hace algunos días en un encuentro con la prensa con motivo del 495 aniversario de la fundación de la ciudad cuando expresó que: Hay que dar una oportunidad para que en estos cinco años se haga un esfuerzo valeroso por La Habana contra viento y marea.

Así lo siento y así lo expreso con mis respetos por el pensamiento diferente y sin querer ofender a nadie en particular. fsmederos@gmail.com

Publicado en Por Esto! el domingo 16 de noviembre del 2014.

http://www.poresto.net/ver_nota.php?zona=yucatan&idSeccion=22&idTitulo=363816

Publicado en Política | Etiquetado , | Deja un comentario

Límites y esperas


Por Félix Sautié Mederos

Cónicas cubanas

Cada mes de noviembre puedo experimentar la brevedad de nuestro Otoño caribeño y especialmente cubano, que a los cristianos nos acerca al tiempo de Adviento que es de espera esperanzadora tal y como diría don Pedro Casaldáliga, así como de análisis y conversión de vida que nos plantea el preámbulo a la Navidad en que se conmemora la venida al mundo de Jesús Nazaret, mientras que en el calendario nos acercamos decisivamente a la culminación de un año más que también pudiéramos verlo como un año menos. Considero que en esas circunstancias existencialmente, podemos tomar conciencia de que la vida terrenal está transcurriendo sobre nosotros de manera irreversible; y que ya no podríamos dar marcha atrás, por mucho que nos esforzáramos para lograrlo, porque es ley de la naturaleza que nos plantea nuestros límites existenciales que son los marcos de referencia de nuestro peregrinaje terrenal, que todos tenemos derecho a disfrutarlo y vivirlo sin que ninguna persona o entidad posea la facultad moral de escatimárnoslo. Tengo que añadir que vivo este tiempo conmocionado profundamente por la criminal desaparición de los 43 estudiantes normalistas en Iguala, Estado de Guerrero en México, lo que constituye un crimen y un escándalo universal que claman al cielo, ante los que no puedo silenciar mi conciencia.

Además en nuestra realidad sucede que ya se está conmemorando un nuevo aniversario, el 25, de la Caída del Muro de Berlín y otros más como fueron la desaparición de la Unión Soviética y del CAME que dieron inicio a la crisis que en Cuba eufemísticamente se ha denominado Período Especial en Tiempo de Paz, que significó un profundo retroceso agravado por la burocracia en los niveles de vida de la población, período del cual considero no hemos logrado salir totalmente. Por otra parte, se acumulan otros aniversarios como son el séptimo del discurso central de la conmemoración del 26 de julio en el año 2007 en el que se plantearon perspectivas de renovación, cambios y eliminación de un conjunto de prohibiciones absurdas establecidas durante mucho tiempo. Todo ello con la finalidad de desarrollar decisivamente el país superando los problemas que nos han afectado. Debemos incluir que en el próximo 2015 se van a cumplir 4 años de la culminación del VI Congreso del Partido Comunista de Cuba en el que fueron aprobados los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y de la Revolución con que se pretende salir adelante y salvar a la Revolución.

Me refiero a conmemoraciones y aniversarios que cuando los comparamos con los límites existenciales que tienen nuestras vidas, podemos tomar conciencia que nos estamos envejeciendo y que cada vez nos queda menos tiempo, mientras que los meses avanzan y se precipitan sobre nuestras específicas existencias y las esperanzas de renovación y de un futuro mejor no logramos alcanzarlas, lo que constituye un motivo de aumento del desencanto y del hastío que caracterizan a la sociedad cubana que se apresta a culminar el año 2014 . En estas coyunturas temporales, en mi criterio podríamos preguntarnos: ¿Hasta cuándo tendríamos que continuar en la espera que desespera para avizorar una luz al final del horizonte, que nos anuncie la posibilidad objetiva del Socialismo Próspero y Sostenible o sustentable que tanto se nos plantea, mientras que vemos a burócratas y tecnócratas haciendo de las suyas como si ellos fueran en quienes tenemos que confiar nuestras perspectivas y nuestro futuro?

La falta de diálogo con el pueblo, las medidas impopulares que afectan los intereses de la población que se nos anuncian y adoptan día a día, los llamados en abstracto a una mayor disciplina social y más efectivo sentido de pertenencia enfocados específicamente hacia la población, en tanto que los niveles de burocracia se mantienen incólumes o aumentan por días en una economía cada vez de más de ordeno y mando, hacen crecer de conjunto una brecha entre la Dirección y el pueblo que trata de resolver, resistir y solucionar su subsistencia o que se marcha para la diáspora en las edades propicias y fértiles de la vida en las que deberían tener las mayores oportunidades para su realización personal y colectiva las que se les hacen cada vez más difíciles especialmente a los jóvenes que se ven limitados por instancias y cúpulas detenidas en el tiempo.

En consecuencia, querámoslo o no, se nos presenta este mes de noviembre, con realidades que no se pueden obviar por más tiempo y continuar dilatándose hasta el infimito con las mismas ideas y los mismos planteamientos de quienes siempre dicen las mismas cosas y hacen los mismos llamados, mientras que se mantienen con sus oídos sordos a los clamores de una población cada vez más desencantada. Entonces cabría preguntarse seriamente ¿si son estas las perspectivas con las que vamos a recorrer el noviembre previo a la finalización del año 2014 que ya ha comenzado a transcurrir?

Finalmente quiero afirmar que de nada valdría silenciarme o no tenerme en cuenta porque ello en definitiva no afectará que el tiempo continúe transcurriendo, los aniversarios a que me he referido continúen añejándose como el vino en toneles y que la población continúe aburriéndose, envejeciendo, muriéndose y marchándose. Todo ello hasta un día, porque los limites humanos no son infinitos y la reversibilidad en el inmovilismo se hace cada vez más posible. Es mi pensamiento y mi llamado ante los análisis sobre la reversibilidad que se han planteado en estos días por parte de personas a quienes respeto profundamente (1). Finalmente también reitero la frase evangélica que muchas veces he citado: ¡Quienes tengan oído para oír oigan!, porque los sistemas y las potestades que de estos se derivan no son infinitos. Así lo pienso y así lo afirmo con mis respetos para el pensamiento diferente y sin querer ofender a nadie en particular. fsmederos@gmail.com

(1) LA REVERSIBILIDAD POSIBLE, Roberto G. Peralo. Cubano en Primer Plano. Posted: 05 Nov 2014 09:25 AM PST. http://www.cubano1erplano.com/2014/11/la-reversibilidad-posible.html?utm_source=feedburner&utm_medium=email&utm_campaign=Feed%3A+Cubano1erPlano+%28Cubano1er.Plano%29

EL SOCIALISMO PUEDE SALVARSE. Nelson Páez del Amo. Cubano en Primer Plano. Viernes, 7 de noviembre de 2014. http://www.cubano1erplano.com/2014/11/el-socialismo-puede-salvarse.html?utm_source=feedburner&utm_medium=email&utm_campaign=Feed%3A+Cubano1erPlano+%28Cubano1er.Plano%29

Publicado en Por Esto! el sábado 15 de noviembre del 2014.

http://www.poresto.net/ver_nota.php?zona=yucatan&idSeccion=22&idTitulo=363669

Publicado en Política | Etiquetado , | 4 comentarios

LAS FARC-EP MANTIENEN INICIATIVA EN PROCESO HACIA LA PAZ EN COLOMBIA


Por Narciso Isa Conde

LAS FARC-EP MANTIENEN INICIATIVA EN PROCESO HACIA LA PAZ EN COLOMBIA

  • Cincuenta años de lucha y sacrificio no serán tirados al basurero de una falsa democracia que encubre un prolongado régimen de terror e injusticias.
  • En el centro de las propuestas de las FARC-EP y de las fuerzas democráticas y transformadoras de ese hermano país está el proyecto de una nueva Colombia y de una paz con democracia, soberanía y justicia social.

Informo al país, al pueblo dominicano, a nuestros camaradas y amigos/as que regresé recientemente de Cuba luego de intercambiar durante una semana en la ciudad de la Habana con los/as integrantes la Delegación de Paz de las FARC-EP para tratar sobre los diálogos sostenidos entre las partes colombianas, la situación de nuestros países, el proceso latino-caribeño y la situación mundial en mi condición de Coordinador de la Presidencia Colectiva del Movimiento Continental Bolivariano-MCB y de dirigente del MOVIMIENTO CAMAÑISTA-MC y de la IZQUIERDA REVOLUCIONARIA-IR de la República Dominicana.

Es mi tercera visita a Cuba con esos fines y es la tercera vez que se realiza este tipo de conversaciones, respaldadas por largos años de amistad y consecuente solidaridad política y humana. Por la parte colombiana participaron los comandantes Iván Márquez, Jesús Santrich y Carlos Antonio.

La perspectiva de paz en Colombia y la salida política al conflicto social armado es un tema de expectativa continental y mundial, por lo que me parece oportuno plasmar en este aquí mis apreciaciones al respecto, luego de nutrirme de nuevas informaciones y nuevos análisis sobre ese complejo y trascendente proceso:

Voluntad de paz

1.-La voluntad de paz de las FARC-EP quedó reafirmada en el curso de estas conversaciones. Su vocación en esa dirección es firme, persistente y se ha acrecentado en gran medida como resultado de su fortalecimiento en el terreno político, cultural y militar; fortalecimiento empleado como factor transformador en el contexto de la agenda de la MESA DE DIALOGO de la Habana, convertida en agenda nacional a través de innumerables foros, luchas y debates realizados en territorio colombiano con la participación de una gran diversidad de actores sociales, políticos y culturales.

En esa misma dirección apunta el EJERCITO DE LIBERACIÓN NACIONAL-ELN.

En consecuencia, estoy convencido que no será por culpa de las fuerzas insurgentes que eventualmente podría ser entorpecido el camino hacia la paz emprendido en este ocasión.

Más bien estas fuerzas y la extraordinaria movilizaciones civiles a cargo de los movimientos políticos y sociales pro-paz, libertades y derechos sociales, han debilitado cada vez más la resistencia de la extrema derecha guerrerista, terrorista, pro-intervencionista-pentagonista, que encarna el uribismo (partidarios del expresidentes Uribe Vélez). Estas fuerzas del cambio mantienen a la vez bajo presión las ambigüedades, dobleces y maniobras tramposas del Presidente Santos.

TODAS LAS AMENAZAS CONTRA ESTOS DIALOGOS PROCEDEN DE ESAS DOS DERECHAS, CAVERNÍCULA UNA Y SINUOSA Y ENDULCURADA LA OTRA, LAS CUALES COMPITEN Y SE RETROALIMENTAN ENTRE SÍ: UNA ACTUANDO CON EL PROPÓSITO DE DINAMITAR LOS DIÁLOGOS DESDE FUERA Y FRUSTRAR LA PAZ EN MARCHA; Y LA OTRA CON EL INTERÉS DE CONVERTIRLOS EN RUTA DE CLAUDICACIÓN DE LA INSURGENCIA, A CAMBIO DE UNA RIESGOSA Y PRECARIA LEGALIDAD ELECTORAL O, EN OTRAS PALABRAS, EN ESCENARIO DE FRÁGILES Y MEDIATIZADOS ACUERDOS.

De mi parte no albergo dudas: las FARC-EP han actuado con gran entereza y capacidad propositiva, demostrando ante el mundo que ni se rinden ni se doblan, sabiendo perfectamente diferenciar los tiempos de sus metas de largo alcance y los tiempos de sus objetivos inmediatos; sin contraponerlos, prestas a cambiar en lo posible el país, sin desmovilizarse y sin renuncias políticamente costosas.

Acuerdos y salvedades congeladas

2.-Si los acuerdos alcanzados en los tres primeros puntos de la agenda (Tierra-reforma agracia/ Participación Política/ y la Cuestión de las Drogas) son muy valiosos para el presente y el futuro de Colombia y así lo aprecian los dirigentes de FARC-, en verdad las diez salvedades pendientes (puntos congelados por desacuerdos) en cada uno de los dos primeros temas y las tres salvedades anotadas en el tercero, por su trascendencia no podrán ser obviadas en el acuerdo final y han quedado freezadas, pendientes todavía de soluciones consensuadas en el marco de un proceso en el de entrada se convino en que nada podía darse por aprobado hasta que todo fuera definitivamente acordado.

Las salvedades pendientes se refieren al destino de un alto porcentaje de propiedades campesinas sin titular, a la praderización de tierras aptas para cultivos de alimentos, al impacto negativo del latifundio privado; a los bio-cultivos para la exportación, la introducción de los transgénicos, la descampenización y sus graves efectos sobre la seguridad alimentaria y la soberanía; a la relación entre uso de suelos, explotación del subsuelo y el destino del sobresuelo, a la posesión y al uso del territorio en su conjunto, a las políticas sobre la minería extractiva depredadora, al reordenamiento territorial en función de la voraz expansión del capital transnacional y a la reconfiguración espacial del capitalismo que agreden gravemente el medio ambiente, las fuentes de agua y el equilibrio ecológico.

Se refieren a la oposición oficial a la Constituyente participativa, popular y soberana, a reformas políticas de profundidad, a cambios sustanciales en favor de los derechos individuales y colectivos, y a las transformaciones democráticas en instituciones civiles y militares.

Las FARC-EP han propuesto que si en la MESA no se llega a acuerdos sobre esas salvedades, se proceda a dirimirlas en la ASAMBLEA CONSTITUYENTE previamente concertada, en la que además se refrendarían todos los acuerdos.

Temas actualmente en discusión sobre la mesa y más allá

3.- En la actualidad se está tratando el tema cuatro que versa sobre las VÍCTIMAS DEL CONFLICTO y SOBRE LA HISTORIA DE LA VIOLENCIA. A la vez se avanza el tema cinco sobre el FIN DEL CONFLICTO, que incluye la dejación de armas.

A) Sobre el tema de las víctimas todavía no hay conclusiones ni está claro el posible desenlace.

Las intenciones del gobierno de convertirlo en un espacio para la criminalización de líderes de las FARC y el ELN, para la preservación de la impunidad del Estado, de la clase dominante y de la intervención de EEUUU, y para la imposición de una llamada justicia transicional, obstruyen y dilatan el necesario esclarecimiento de las causas estructurales y de las responsabilidades reales en la violencia sistémica, que todas maneras se abren paso hasta en los encuentros con las víctimas del conflicto seleccionadas de una manera un tanto segadas.

En ocasión del reciente encuentro con las victimas, los testimonios -incluidos los de las supuestas víctimas de la insurgencia- incriminan fundamentalmente al ejército regular, a los paramilitares y a los gobiernos de turno en masacres, represiones, torturas y represiones grotescas, sin que aparezcan testimonios consistentes contra el accionar militar de las FARC.

Aprecio que la insurgencia, si bien aceptaría examinar cualquier descontrol o exceso no voluntario, que cometido en el curso de la guerra irregular haya podido afectar inmerecidamente población civil o a personas al margen del conflicto, rechaza categóricamente el pérfido propósito oficial de ocultar la verdad histórica y culpar de la violencia desatada a la insurgencia que ha enfrentado heroicamente el Estado Terrorista y su guerra sucia durante 50 años. Eso me quedó clarito.

B) El Gobierno de Juan Manuel Santos entiende como FIN DEL CONFLICTO la desmovilización inmediata previa entrega unilateral de armas de parte de las FARC-EP. Dejación de armas para el régimen colombiano y sus fuerzas regulares equivale al simple desarme de la parte contraria (FARC-EP) y al paso de sus efectivos a la vida civil-legal sin garantías, quedándose ellos como están y actuando como lo han estado haciendo.

Para las FARC-EP el fin del conflicto es un proceso que debe iniciarse con el cese al fuego bilateral y la firma de un armisticio.

En concreto no se trata de desmovilización ni desarme de las partes, sino de cesación de utilidades bajo el compromiso común de no darle un uso político a las armas, de no emplearlas contra los derechos del pueblo ni en las confrontaciones entre las partes.

Se trata de un proceso progresivo de desmilitarización del Estado y la sociedad, de la apertura de un espacio de luchas políticas y sociales sin confrontación armada, con compromisos firmes y garantías verificables de ambas partes, controles idóneos, cambios institucionales, reformas políticas y sociales sustanciales.

La dejación de las armas en la actualidad tiene que ver con su uso, no con su posesión; y compete a todas las partes: al Estado represivo y terrorista, a sus fuerzas paramilitares, y a las fuerzas insurgentes armadas.

Ese tema está crudo.

Relacionado con esta crucial controversia, recientemente el gobierno de Santos envió a la Habana el denominado Comando Estratégico de Transición (integrado por 9 jefes militares); mientras las FARC-EP enviaron el COMANDO GUERRILLERO DE NORMALIZACIÓN, compuesto por un grupo de comandantes que serían encargados de verificar sobre el terreno como las fuerzas regulares restituyen su rol constitucional de defensa de fronteras y desisten de la represión y el terrorismo de Estado.

Trampas y mentiras del Gobierno colombiano

4.-El Gobierno y sus fuerzas militares todavía se resisten al cese al fuego, persisten soterradamente en prolongar y alimentar el para-militarismo, e incluso ponen en práctica políticas, medidas, leyes y decretos que contradicen incluso los acuerdos parciales alcanzados en la MESA de la Habana; lo que siembra incertidumbre e inseguridades y mueve a la desconfianza.

Gobierno y clase dominante, subordinados a políticas imperiales, se aferran al neoliberalismo, al TLC con EEUU y a sus funestas consecuencias en campos y ciudades. Persisten en una estrategia de sometimiento que obstruye acuerdos fundamentales y persigue hablar de cambios sin realmente cambiar nada o casi nada.

5.- Todo esto indica que no es verdad que se esté transitando la recta final de los diálogos, que la paz está al doblar la esquina. Faltan bastantes temas delicados y complicados por consensuar y por darle salidas adecuadas y seriamente convenidas. La paz que se festina siempre termina en continuidad de las causas de la guerra y en la guerra misma.

Las FARC entienden que pueden haber acuerdos, pero jamás pretender que se ha luchado tanto para negociar que nada o muy poco cambie. Consideran, además, que acuerdos no es igual a promesas, sino a hechos.

En verdad el gobierno y el bloque dominante calcularon muy mal sobre la real situación de esta poderosa organización político-militar. Que es un ejército popular capaz de convertir reveses en victoria. Que es una organización miliciana, un partido comunista-bolivariano clandestino en campos y ciudades de todo el país. Que es fuente de inspiración de un movimiento bolivariano de mayor amplitud y parte de una formidable confluencia de fuerzas políticas, sociales y culturales que movilizan millones de seres humanos por la paz, la justicia, la democracia verdadera y la soberanía popular y nacional.

Las FARC-EP son ya parte sustancial de la democracia de calles, de la democracia de caminos y campos que se está desplegando por toda Colombia, a falta de democracia institucionalizada. Y algo así jamás puede ser pensado como una fuerza en vía de ser derrotada o proclive a la rendición.

Esa fuerza singular sigue a la ofensiva en la Mesa, en el territorio y en los campos de batalla.

Con ella o se negocia en serio y con intención de cambiar significativamente lo existente, o se sigue peleando.

Esa es mi valoración, reforzada en estos intercambios y enriquecida al observar, apreciar y comprender mejor el extraordinario torrente alternativo y el frente o plataforma común (Movimiento Marcha Patriótica, Congreso de los Pueblos, Polo Democrático, Comunidades Indígenas, Movimiento Campesino, Juventud, Mujeres, Ambientalistas, Insurgencia) que se está conformando en los hechos alrededor de la demanda de una nueva ASAMBLEA CONSTITUYENTE, ampliamente incluyente y participativa, resistida tozudamente por los ideólogos y gestores del Estado asesino y anti-democrático vigente en ese país, el cual para desgracia regional se expande bajo tutela USA y a manera sub-imperialismo en zonas cercanas, incluida nuestra República Dominicana.

6.- Pienso, además, que de avanzarse hacia la paz, será obligado traer a colación con más fuerza el tema del cese de la intervención estadounidense, del desmantelamiento de las bases militares, del fin de las asesorías gringas e israelí, de la ingerencia del Pentágono, la CÍA, el MOSSAD, la USAID y la DEA. Fuentes de guerra y de dependencias oprobiosas. Factores de negación de paz y soberanía a vencer sin contemplaciones.

Pienso que en Colombia existe un proceso revolucionario ascendente llamado a impactar positivamente y a reactivar la estancada ola de cambios en Nuestra América.

Narciso Isa Conde

11-11-2014, Santo Domingo, RD.

Publicado en Política | Etiquetado | 6 comentarios

Activistas cubanos felicitamos triunfos socialistas en Irlanda


En este mes de octubre, las fuerzas socialistas en Irlanda alcanzaron motivos de alegría e inspiración para todas las personas trabajadoras. La estrategia de movilización popular, del protagonismo de las personas y las comunidades en la lucha por una vida digna y libre de explotación, reportó un éxito fulgurante, al derrotarse el intento de imponer cargas financieras relacionadas con el consumo de agua.

El acceso al agua, fuente de vida y necesidad básica de cada ser humano, no podía escapar de la amenaza de las clases dominantes y sus intentos por someter a los más humildes a través de impuestos, políticas de austeridad, ajustes financieros. Un partido político tradicional podía haber intentado apropiarse de la voluntad popular y reunir votos para las elecciones, con el compromiso de luego de una futura victoria, tomar alguna medida. Pero el partido socialista del CWI fue consecuente con una visión y un activismo verdaderamente progresista, y condujo una acción de masas exitosa contra la maniobra capitalista, la ejemplar Alianza Anti Austeridad (AAA).

La integridad y valores del CWI demostrados en estas y otras campañas, permitieron simultáneamente el triunfo electoral del compañero Paul Murphy para ocupar un puesto en el Parlamento Irlandés. El
reconocimiento del electorado demuestra la solidez del proyecto socialista y su capacidad de acompañar eternamente los empelos y anhelos de la clase obrera.

Con cierto retraso debido a nuestra pobre conectividad, los compañeros del Observatorio Crítico hemos recibido la noticia acá en Cuba. Los activistas cubanos de la Nueva Izquierda, que defendemos los principios de justicia social y libertad del socialismo contra todas las dificultades, manifestamos nuestra alegría por la victoria del CWI, de la AAA y del compañero Paul Murphy. Les hacemos llegar nuestra felicitación, nuestros deseos de que continúen por esta senda de conquistas, y la constancia de que cada experiencia de este tipo enriquecerá y fortalecerá tanto la voluntad y la capacidad nuestra, como las de todas las personas unidas en estos empeños.

Publicado en Política, Solidaridad | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Crónica de un profano con sentimientos


Por Félix Sautié Mederos.

Crónicas cubanas

La posibilidad de apreciar la belleza, de experimentar sentimientos y de ejercer la creatividad, son dones inherentes a la condición humana que por encima de cualquier circunstancia y avatares que se nos presenten en la vida, nunca deberíamos renunciar a su manifestación, ejercicio y disfrute porque sentirlos y expresarlos justifican y fortalecen nuestra espiritualidad intrínseca. En consecuencia, en medio del quehacer cotidiano hacer espacios para la elevación del espíritu por medio del ejercicio y el disfrute de estos dones, constituyen rasgos de humanidad que cuando se pierden podemos cosificarnos y endurecer nuestras formas de manifestarnos y de relacionarnos con los demás y con la vida en general.

En este orden de cosas, se presentan ocasiones en las que las vivencias compartidas, la historia de nuestro peregrinaje por la vida así como nuestras convicciones patrióticas y humanas, se nos cruzan en nuestro camino cotidiano, muchas veces sin esperarlas como parte de un encuentro inesperado. Fue lo que me sucedió hace algunos días y pretendo testimoniar, cuando en compañía de mi esposa y compañera de muchos años de la vida, mi Elena del alma, me encontré con mi amigo y camarada de siempre, el extraordinario músico cubano Frank Fernández, con quien colaboré muy especialmente a finales de la década de los sesenta y principios de los setenta del Siglo pasado cuando me ejercía en la dirección de la Escuela Nacional de Arte, ENA, así como en la Dirección General de las Escuelas de Arte y en mi participación en el Consejo Nacional de Cultura en Cuba. Resultó un encuentro muy breve pero cálido, cargado de sentimientos de amistad y convicciones compartidas. No nos cruzamos muchas palabras, no hizo falta, quizás la emoción las ahogaron, además realmente no fueron necesarias porque la camaradería y las convicciones asentadas en el tiempo en sus formas quizás misteriosas de comunicarse, lo hicieron todo. Así fue; y Frank me invitó a que asistiera a un próximo concierto suyo en la Sala de Conciertos de la legendaria Basílica Menor del antiguo convento de san Francisco de Asís en el Casco Histórico de La Habana Vieja, que es uno de los lugares más emblemáticos de nuestra Capital de todos los cubanos, rescatado para el Arte y la Cultura más elevados por la Oficina del Historiador de La Habana.

Frank iba a realizar algo muy importante y novedoso en su extensa y exitosa carrera musical, iba a actuar como pianista muy bueno y profesional que es, no porque lo diga yo que soy en realidad un profano de la música, sino porque lo atestigua su extenso currículo de actuaciones y premios de gran prestigio profesional en Cuba y en el mundo; pero además se iba a ejercer al unísono como Director invitado de la Orquesta de Solistas de La Habana. Algo a lo que me invitó que fuera un testigo y participante en el disfrute de aquel momento, que consideraba muy importante para su vida artística y no falté .El concierto se realizó en definitiva, y estuvo dedicado a la conmemoración del 69 Aniversario de las Naciones Unidas. El público asistente abarrotó a la hermosa Sala de Conciertos que preside la Cruz de un Jesús encarnado y crucificado, la que pende del aire por delante una hermosa pintura de fondo en la que se representa al San Cristóbal con un niño cargado que le da nombre a La Habana, San Cristóbal de La Habana.

Entre los asistentes coincidieron diplomáticos, músicos, artistas y pueblo, en conjunto con amigos de Frank de muchos años. No podía ser de otra manera por lo que representa Frank Fernández para los cubanos de distintas generaciones coetáneas de su presencia en nuestra música, nuestra cultura y nuestra historia. Aunque ejerzo el periodismo desde hace 50 y tantos años, he estudiado arte académicamente y me he ejercido dentro del ámbito de la Enseñanza del Arte, no poseo una formación musical específica. Soy simplemente parte de un público que la disfruta a profundidad; y profesionalmente me considero un profano, pero no podía dejar pasar este momento que quedará inscripto en la carrera de Frank Fernández como un hito importante de su vida artística, sin expresar como cronista de mi época que pretendo ser el testimonio de mi participación para dejar constancia y compartirlo con los lectores de Crónicas Cubanas. Es muy difícil de expresar con las palabras que siempre resultan muy limitadas para transmitir lo que la música dice en sí misma con su lenguaje del alma y de los ángeles del cielo, pero algo puedo decir para testimoniar lo que experimenté y disfruté como un ser humano profano pero con cubanía, sentimientos y espiritualidad.

El programa muy al estilo y el criterio artístico de Frank, estuvo compuesto por clásicos del mundo y de todos los tiempos Albinoni, Bach, Mozart, el cubano inolvidable José White, así como el propio Frank Fernández prolijo compositor junto con una profusión de piezas no programadas en las que no faltó Lecuona interpretadas en respuesta a un público que lo ovacionaba y que no lo dejaba terminar. También como parte de estos regalos finales Frank nos presentó a un hijo que por el camino de sus padres, es ya un músico en consagración. En resumen disfrutamos de clásicos mundiales y obras de cubanía genuina.

A partir de mis sentimientos, puedo decir que disfruté del arte exquisito y sentido de un Frank Fernández, amigo y gran músico cubano con sus acordes muy característicos en los que se me mezclaron las nostalgias del pasado con los signos del presente y del futuro, como consecuencia de la expresión profesional, técnica y a la vez delicada y enérgica surgida de lo más profundo de su Ser Interior, jalonada por una intensa espiritualidad, optimista y cargada de alegría genuinamente cubana, en un gran todo que solo se puede expresar por medio de la música. Las manos de Frank Fernández volaban sobre el piano que siempre le ha respondido a sus sentimientos más intensos y se alternaron magistralmente con su ejercicio de director orquestal en una conjunción para mí percepción tan natural que apenas se podía distinguir porque piano y orquesta respondieron a un solo sentimiento que se nos transmitió desde lo más profundo del gran músico cubano.

Fue una tarde inolvidable, histórica, de espiritualidad, cubanía y vida en honor al ideal de humanidad y paz que representan las tan agredidas Naciones Unidas por parte de los poderosos de la tierra. Así lo pienso y así lo expreso con mis respetos para el pensamiento diferente y sin querer ofender a nadie en particular. fsmederos@gmail.com

Publicado en el periódico Por Esto! de Mérida Yucatán, México, el miércoles 5 de noviembre del 2014.

http://www.poresto.net/ver_nota.php?zona=yucatan&idSeccion=22&idTitulo=361579

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , | Deja un comentario

CONGRESO DE LA NACION


Por Félix Guerra

CONGRESO DE LA NACION

Para que la diversidad salga de pasillos, closets, luces, sombras y trincheras, urge un CONGRESO DE LA NACION. Unidad en la diversidad es solo el escalón primario.

(Con copia a cualquier cubano)

Por Félix Guerra

PREAMBULO

Cinco años atrás, año 2009, en el momento de la publicación inicial de este artículo- poema, la necesidad de diversas corrientes de pensamiento político, ideológico y filosófico de entrar en contacto y debatir era enorme. Hoy, octubre de 2014, cinco años después, la crisis estructural y los desafíos de toda índole, han aumentado y complejizado la situación. Despolitización y desideologización de la Nación, se profundizó y expandió. La crisis económica penetró a cada hogar y tomó asiento en todas reflexiones de la familia cubana.

¿No sería el momento, quizás decisivo, para detenernos todos y cada uno de nosotros, a reflexionar e intercambiar?

¿Qué se pierde o gana? ¿Todo o Nada? ¿El abismo entre unos y otros es tan grande e insalvable?

¿Ganan algunos permanencia o legitimidad alguna en el Poder, mientras se pierde alma, corazón y cerebro?

¿Hasta cuándo aplazar un diálogo a todas luces imprescindible para preservar la UNIDAD de la Nación?

¿Hasta cuándo demorar que opiniones responsables y basadas igual en experiencias de medio siglo y asimilación de toda la historia de la Nación desde centurias atrás, confronte en la búsqueda de soluciones, las mejores, para conducir el camino de la Nación, que no es feudo de nadie ni podría serlo?

¿Hasta cuándo demorar esa marcha inicial de restaurar un diálogo democrático de todos, con todos y para todos, ponga énfasis en preservar independencia y soberanía conquistada antes con el sudor y la sangre de muchas generaciones de cubanos?

¿Hasta cuándo el Socialismo, el legítimo, del Pueblo y la Historia, va a permanecer en la antesala de las utopías?

¿Y la conciencia? ¿Qué sucedió con la conciencia?

¿Ahora que algunas correlaciones de fuerzas están de la parte del Socialismo y la revolución continental se fortalece, vamos a caer en la trampa del “sálvese quien pueda?” ¿Y dejar a la espalda una patria otra vez dividida, desencantada, con un filoso extremo de poderosos y privilegiados y otro que serían nuevamente “los de abajo”?

Responder estas y otras interrogantes, más las muchas que plantea el texto que sigue a continuación, es respondernos a nosotros mismos y declarar y opinar , exponernos definitivamente ante las próximas generaciones de cubanos y latinoamericanos.

El silencio también es una opción, aunque la peor que denigra. (Octubre de 2014).

TEXTO DEL ARTÍCULO

La historia de la Nación cubana es un inmenso y progresivo ámbito de diversidad.

Desde Hatuey y Guarina, Guamá, Casiguaya, el Cucalambé, desde Fray Bartolomé de las Casas, desde el Padre Varela y  su mentor, el Obispo Espada, Luz y Caballero, la Conspiración de la Escalera, Aponte, Céspedes, Agramonte, Plácido, Byrne, La Avellaneda, Finlay, Maceo, Mariana, Gómez, Martí, Juan Gualberto Gómez, Valiño, hasta Mella, Villena, Guiteras, Capablanca, Font, Jesús Menéndez, Chivás, José Antonio Echeverría, Camilo, Che, y miles y millones de nombres más, anónimos o no, se extiende nuestra diversidad.

Y con la misma fuerza hasta hoy en la mañana, agua  imposible de represar, en que el cubano ya ilustrado, ya individuo pleno de opiniones y crecimientos, expresa sus puntos de vista y especulaciones en hogares, calles, guardarrayas, ciudades y campos, universidades, insitituciones. Esta diversidad es un árbol inextinguible y la gran energía acumulada de la Nación.

Hoy día, en que el mundo vive una desoladora multicrisis de cimientos y proyectos, incluidas la económica actual del capitalismo mundial y aquella del socialismo en el Este de Europa, a finales del siglo XX, sin olvidar principalmente la ecológica que amenaza de cerca la sobrevivencia y la propia memoria histórica de la Humanidad, resulta perentoria y decisiva la unidad de las naciones y la criatura humana. La crisis es seguramente y una vez más la antesala de nuevos partos. Bordeamos, creo yo, sumergidos, escépticos y optimistas, las orillas de nuevos Renacimientos.

¿Objetivos?

Para impedir desmanes, guerras, irracionalidad, destrucciones, divisiones, inequidades, saqueos, secretismos, espejismos y misterios políticos, inmovilismos, atajos suicidas, nacionalismos estrechos, desproporciones, abusos de poder, manipulaciones, parcelas particulares, burocratismo depredador, olvido del humanismo milenario, verdades de ocasión, defensa contra inmorales privilegios y falta de eticidad táctica o ideológica, EL INDIVIDUO, LOS PUEBLOS Y LAS NACIONES DEBEN AFERRARSE A LA UNIDAD HUMANA, COMENZANDO POR LA SUYA NACIONAL, QUE SE APOYA PRINCIPALMENTE  EN LA COMPRENSIÓN DE SU DIVERSIDAD.

La lista anterior puede extenderse casi hasta lo infinito. Y cada hombre y mujer, en su ventura o desventura, es libre de adicionar quejas, sugerencias o las más animosas palabras.  

A su vez, la diversidad, para que exista en la superficie brillante y perceptible de la realidad, necesita expresarse y ser atendida. La diversidad no aceptada y hasta la diversidad aceptada de palabras, pero sin medios para hacerse oír, sin ocasión para ser atendida, y por tanto no debatida, no comprendida, no asimilada, no incorporada, es  simple consigna. La gente, yo, todos, aprendemos a leer entre líneas y detrás de las palabras.

Las consignas dilatorias o retóricas, sin instrumentarse y sin más consecuencias prácticas, son escapatorias, sucedáneos del debate y la base más proclive para divisiones y cismas de cualquier matiz y procedencia.

Unidad es también, primero, luego y siempre, confrontación y lucha de contrarios. Y respeto a la opinión del adversario ocasional, por muchos mecanismos de Poder de que unos y otros dispongan a su favor.

Con respecto a la unidad, Martí precavía “que es necesario ir acercando lo que ha de acabar por estar junto. Si no, crecerían odios, se estaría sin defensa apropiada para los colosales peligros.”

La diversidad, infinita pero visible en el paisaje, está en montes y montañas, mares, ríos, valles, parcelas agrícolas, industrias, calles, jardines, hogares, vecindarios,  instituciones, patrimonios, medios de difusión, ciencia, arte, literatura, villas y ciudades, municipios y provincias, .

Es el resultado natural e histórico, es experiencias y culturas cada vez más engrosadas. La diversidad humana, la más compleja y laberíntica, es una extensión de la diversidad de la naturaleza. La diversidad de la Nación, bien comprendida y expuesta al fuego de las ciencias sociales, económicas y naturales, así como a la plática generosa y no restringida, adiciona complejidad a la biodiversidad nacional, mundial y universal.

Esa diversidad de fluidos y escuelas, filosofías y doctrinas, creencias y tradiciones, imaginaciones y fantasías, opiniones y capacidad real para opinar, deben conducir una y otra vez  a la Unidad, la transmisión de conocimientos y los desplazamientos y avances epocales. Es además el mayor tesoro y arsenal que logra acopiar cada cultura nacional. Incluyendo por supuesto constantes, caudalosas y desprejuiciadas influencias e intercambios con la cultura mundial de todos los tiempos.

Las preocupaciones, paciencias, potencialidades, giros, reveses y triunfos, y hasta las indignaciones, deben ser compartidos, y no quedar privadamente en las esferas partidistas y estatales. La Nación y los naturales de la Nación debemos ser, todos, decidores y protagonistas.

La mínima dialéctica de las explicaciones y difusiones, que orejas sobran y órganos de prensa no faltan, ya sería un buen comienzo, pero resultan ahora y siempre insuficientes.

Se han acumulado demasiada materia prima oscura, incógnitas, enigmas, ambigüedades, esperas, incertidumbres, retrocesos, confusiones y necesidad de fomentar el intercambio directo convincente y actualizador Es una deuda de los gobiernos y el Estado con la creciente ansiedad y reclamo popular.

Un CONGRESO DE LA NACIÓN, dibujándose en el horizonte inmediato, repito, sería el foro óptimo y donde esté representada con oportunidad de expresarse la creciente diversidad, la importante mayoría, cualquier opinión o tendencia responsables y trascendentes y con basamentos en la Historia de Cuba y la planetaria.

Sus mayores virtudes serían, a primera vista, no unanimismo, complejidad, confianza que se recupera, expansión de las ideas, libertad expresada de pensamiento en un clima de democracia y respeto a la biodiversidad. Y conduciría mas temprano que tarde a las Grandes Alamedas. A la  unidad de la Nación y el tránsito finalmente hacia el socialismo soñado, superando barreras en las que se atoraron otros por olvidos teóricos, prepotencias, egos desmesurados, cegueras, afán de poder y privilegios o grotescos desvíos ideológicos.

El saldo de tal congreso serían también precisamente unidad y líneas estratégicas compartidas: enrolados colectiva y mayoritariamente en tareas, proyectos y utopías, que entonces también serían propios, sociales, y contendrían indispensables sabidurías, análisis, críticas, emociones, entusiasmos, ingenios, decisiones.

La propiedad social (no estatal, aunque la incluye), con sus consecuentes programas y metas, más democracia no clasista, inédita y expansiva, conducirá casi inevitablemente al socialismo o cualquier otro territorio que enseguida bautizaríamos con el más hermoso nombre posible.

El capitalismo debe ser rebasado. Parece ineluctable. El capitalismo no regresará al feudalismo ni el feudalismo al esclavismo. La irreversibilidad social es hasta ahora notoria y natural, pública e histórica, lógica y no difícil de imaginar. Y con una futuridad apenas irrebatible. Pero, en el caso nuestro como en cualquiera otro, debe ser verdaderamente socialista.

Mas, como no es verdad predeterminada, ni dirigida por voluntades aisladas, las ideas y la sociedad activa en sus acumulados tenderán juntos en esa dirección para lograrlo efectivamente.  

La propiedad pura o mayoritariamente estatal, controlada burocráticamente por ese ente omnipresente y anónimo, así como por mil rostros muchas veces inútiles, inconscientes y hasta degradados, es un tren que hasta ahora solo descarriló sorpresivamente y condujo a nuevas modalidades de capitalismo. Y el capitalismo, asomarse a las ventanas, es hoy la gran vitrina de desigualdades y despilfarros aberrantes. Y amenazas galopantes de extinción. Quien camina una legua sin amor, camina amordazado hacia su propio funeral, dijo, no textualmente,  Walt Whitman.

El estado no es dueño ni señor de la sociedad, el individuo y sus propiedades terrenales, sus conquistas industriales, agrícolas, científicas, tecnológicas, espirituales, artísticas, sociales. El estado más fuerte o menos fuerte, cumpliendo un rol esperado por la Historia, es el subordinado, receptor, coordinador, servidor, abrevias.

O debiera.

Y si su larga estancia en la sociedad humana demuestra utilidad y necesidad históricas, admitida actualmente incluso de forma clara hasta por el otrora capitalismo más salvaje, los tiempos futuros le pronostican sin embargo una decadencia y desaparición más o menos lenta y merecida.

No ocurrirá bajo el capitalismo. Serán las sociedades futuras, sin explotación de hombre y mujeres, las que dictaminarán definitivamente ese muy  probable crepúsculo.

El socialismo es el destino deseado todavía por la inmensa mayoría, los más nobles, resistentes y patriotas de los cubanos de cualquier estancia y locación. Y lo será más, incluyendo a sus juventudes, en la medida que el pueblo y los pueblos disfruten ese poder irreversible y ascendente que libera finalmente al individuo de  sucesivos sometimientos: señores esclavitas, señores feudales,  señores capitalistas. .

El señor del socialismo, con su proverbial sencillez ciudadana, transita potencialmente por el paisaje urbano y rural. Pero aún carece de la conciencia nítida, democracia adecuada y propiedad real para comportarse como tal y extender la solidaridad y la esperanza hasta el último rincón.  

La copia (c/c a cada persona) que se ofrece a millones de cubanos y ciudadanos del mundo, debe concluir indefinidamente, mediante aportes y opiniones de cualquier procedencia y matiz.

Este es un artículo estrictamente inconcluso.

También  breve,  redactado en una mañana de marzo, pero intuido y pensado durante muchas mañanas, incluso por rumorosas multitudes de criaturas obstinadas por frustraciones y penurias de la vida cotidiana. O inmersas y absortas, hasta risueñas y animadas, atrapadas en la rutina del quehacer sin el vuelo vital imprescindible, a falta de una inserción natural, vigorosas, decisorias, democrática y largamente esperada, en los destinos de la Nación..

POEMAS DE LA SANGRE COTIDIANA.

17 DE MARZO DE 2009. CIUDAD DE LA HABANA. CUBA.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado | 1 comentario

Mujer que toca tambor, con su música paga


Por Mayté Madruga Hernández
Tomado del Boletín Altercine, de la agencia IPS

Adelantos de un documental sobre mujeres tamboreras en Cuba.

Liván Magdaleno Cruzata es un realizador definido por la música. Graduado de la especialidad de sonido en la Facultad de Medios Audiovisuales (FAMCA), este profesor, devenido director de documentales, se enfrenta actualmente al reto de reconocer los aportes de las mujeres percusionistas al folclor afrocubano.”Tamboreras es un documental donde se hablará de machismo y racialidad”, comenta el entrevistado acerca de su próxima obra, en pleno rodaje, con Francisco Delgado como asistente de dirección y Kalet Polo en la dirección de fotografía y la edición. Además, se destacarán espacios donde se promueve la rumba.

Antes de llegar a este proyecto, Magdaleno Cruzata filmó Hombres de cocodrilo (2013), un documental donde ya sobresalía el interés del cineasta por reflejar la situación y perspectiva de las mujeres, en este caso, en el poblado de Cocodrilo, Matanzas.

La rumba conforma un ambiente machista que se apoya en criterios religiosos e históricos para discriminar a la mujer en varios ámbitos. El instrumento escogido por Liván fue el tambor. A través de él, pretende discursar sobre la impronta de la mujer en ese instrumento y los obstáculos que enfrenta para tocarlo. El realizador entrevistará a exponentes del género, tales como Yuliet Abreu, La papina, “quien aún siendo estudiante ganó un premio Percuba —comenta Liván—, lo que significa que las mujeres tienen un lugar en la historia del tambor y hay que dárselo”.
Sigue leyendo

Publicado en Entrevista | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario